Christian Linares

Embajador

Trabajé como empleado durante 7 años, fue una etapa importante de aprendizajes, sin embargo entendí que estaba simplemente cambiando tiempo por dinero… Si trabajaba me pagaban, pero si no trabajaba, no me pagaban, y esto, además de que estaba construyendo un sueño que no era mío… Después de esta etapa decido obtener un crédito bancario que me permite tener un negocio tradicional, pero luego de 3 años, analizo que es casi igual, si abría el negocio ganaba, pero si no lo abría, entonces no ganaba y además pagaba todo y a todos.. y el último que me pagaba era yo cuando me pagaba, era el primero en llegar, pero el último en salir y pese a este esfuerzo veía como las cosas no fluían como quería.

A pesar del escepticismo por el modelo de negocios, decido iniciar, y dos años después de estar en la industria, sin tener los más grandes resultados, DIOS pone en el camino esta maravillosa oportunidad TLC, tuve el obstáculo del dinero para empezar, y solo 5 meses después, gracias a Dios ya había ganado los primeros 25 mil dólares (75 millones de pesos colombianos). En este proceso se presentan varios retos que superar, se construyó 4 veces nuestro equipo, se agotó el producto durante temporadas, ajustes corporativos, situaciones que en su momento no tuve la madurez para afrontarlas… sin embargo, seguí firme, porque entendí la grandeza de la oportunidad, de lo que venía y de lo que hoy realmente viene para todos.

Quizás era más fácil en su momento renunciar, justificar el fracaso, quedarme con la frustración cada vez que tuve que empezar, pero es allí cuando recordar mi por qué: mi madre, mi abuelita… que son la razón más fuerte para continuar, asegurar su futuro, tranquilidad y calidad de vida… Justo esto me ayudó a perseverar hasta lograr la meta que hoy es una realidad…

Gracias a Dios porque a través de esta oportunidad, he mejorado mi estilo de vida: apartamento nuevo y 100% pago, auto nuevo, motocicleta nueva, apartamento nuevo y remodelado para mi familia, inversiones, ahorros, excedentes de dinero, viajes internacionales, y otras metas y sueños que se han venido cumpliendo… estoy feliz y agradecido de ver nuestro equipo crecer sólido, un equipo real y comprometido con sus sueños, su éxito y el de los demás, y esto como consecuencia trae resultados positivos a la vida de todos.

Hoy puedo decir, GRACIAS DIOS, es solo por tu gracia, GRACIAS JACK FALLON por crear TLC, GRACIAS EQUIPO por creer y soñar, gracias ANA CANTERA por creer en mi y estar ahí siempre para celebrar pero también para levantarme cuando fue necesario, y gracias a todo el Movimiento A3vte, una plataforma educativa que hace que todo funcione, crezca y se genere el impacto en la vida de todos.

Siempre con la vista adelante y con todo, la visión es clara, 1000 familias libres financieramente. Próxima parada: EMBAJADOR EJECUTIVO!!!

GRACIAS DIOS PORQUE YA ESTÁ HECHO!!!

Bienvenido Líder

Avatar

Menu

0
Carrito
  • No products in the cart.